Campillo de Dueñas, más de 30 años de «bellotada»

Durante este puente de la Constitución se vienen realizando por las asociaciones culturales de la comarca diversas y cada vez más numerosas actividades que buscan atraer hacia nuestros pueblos a la gente que andamos fuera de nuestra tierra molinesa; actividades que son muy positivas para vivir los pueblos en épocas que no sean las típicas veraniegas. Hoy quiero compartir con vosotros una actividad creo que única y ejemplar por su constancia, por su éxito y su actuación local/global; todo un ejemplo.

Este pasado sábado 7 de diciembre, organizada por la Asociación Ecológica de Zafra, se realizó en Campillo de Dueñas la conocida como “plantada” o “bellotada”. Esta actividad verde consiste en repoblar con bellotas (este año ha sido especialmente generoso) zonas despobladas de arbolado en el término del pueblo; días antes se comienza con la elección del lugar, que se coordina con el Ayuntamiento y la Consejería de Medioambiente, dado que en el término existen dos ZEPAS (zona de especial protección de aves) dónde no se puede modificar notablemente el paisaje de las grullas, anátidas, alondra de Dupont y avutarda que se encuentran protegidas y campan por estas zonas del Señorío.

Tras la elección del lugar, un tractor abre pequeños surcos dónde los participantes depositan bellotas que en ese momento son tapadas con tierra. La actividad se desarrolla durante una mañana completa y se suele repoblar una zona de varias hectáreas con una asistencia de 80 a 150 voluntarios de todas las edades. Los resultados de esta forma de siembra directa son muy positivos, ya que dependiendo de la pluviosidad del año, el éxito de nacimientos ronda desde el 20 al 50%.

La “bellotada” se viene realizando desde 1987 y este año ha alcanzado la edición número 32, número más que notable dada la escasa población en nuestra tierra. Como dato práctico, las bellotas plantadas ese primer año de siembra han dado ejemplares de encina y roble que rondan ya los 1,70 mts de altura.

Esta actividad desconocida y única en la comarca y probablemente en CLM no ha contado nunca con ayudas o subvenciones y naturalmente con ninguna publicidad, sin embargo el tesón de los socios y voluntarios año tras año es de alabar, el buen ambiente reinante (también se celebra una comida posterior) y el ejemplo que se da a los niños y jóvenes participantes son factores a destacar, además claro del beneficio ambiental de repoblar con especies autóctonas nuestra comarca.

Jesús de los Reyes.www.jesusdelosreyes.es

Deja una respuesta

CAPTCHA ImageChange Image

Cerrar menú
Ir a la barra de herramientas