Oteando el horizonte molinés

La Sierra de Caldereros se extiende sobre una superficie de cerca de 4.000 hectáreas en el Señorío de Molina, separando las históricas sexmas del Campo y del Pedregal. Fue declarada Monumental Natural en 2005 por su singularidad, belleza, formaciones naturales y valores geológicos. Esta declaración vino motivada por la petición de algunas asociaciones de Campillo de Dueñas y Cubillejo de la Sierra, entre otras, que pretendían así salvaguardar esta maravilla de la naturaleza de la amenaza que suponían los molinos de viento que se comenzaban ya a instalar por toda la zona.

Se extiende lo largo de unos 16 kilómetros, desde Molina de Aragón hasta Campillo de Dueñas al norte y Hombrados al sur, discurriendo por pueblos maravillosos como Castellar de la Muela, Anchuela del Pedregal , Cubillejo del Sitio y Cubillejo de la Sierra. Desde sus picos, como el Lituero con sus 1.457 metros y el Águila con 1446, se divisa el roquero y cinematográfico castillo de Zafra en plena vega de Campillo, y las enormes llanuras cerealista de los pueblos del Sexma del Campo, a cuyo nombre hacen honor.

Ninguna otra atalaya mejor que este monumental Sierra de Caldereros para otear el horizonte inmenso y de intenso azul que se extiende hacia el norte con sus llanuras cerealistas que conforman un enorme granero, y hacia el sur mirando ya modesto Gallo y al parque natural del Alto Tajo con sus grandes extensiones de pinares que conforman un paraje natural sin igual.

Y a un lado y al otro de esta sierra se extiende docenas de pueblos cuyo principal denominador común ahora es ese que tanto preocupa a todo el mundo de repente: la despoblación. Ahora algunos parece que han descubierto la pólvora, como si por arte de magia esto de la desertización y el envejecimiento poblacional, lo de la sibería española, fuese algo reciente y novedoso. Y así surgen avispados vividores y políticos interesados que quieren descubrir el mundo y a estas alturas de la vida en el Señorío de Molina hasta se permiten dar recetas para acabar con esta lacra cuando durante años han podido hacerlo y han permanecido callados.

Los pueblos que se asientan a un lado y al otro de Caldereros, vigilados desde siglos atrás por el imponente castillo de Zafra, saben bien que esto de la despoblación no es algo nuevo, como también conocen lo que han hecho hasta ahora, en los últimos 60 años, desde la Administración pública española, que es nada; y saben que de muy poco servirá que estos listillos de la política y otros vividores de los fondos europeos ahora se alcen como salvadores de la patria despoblada, mientras no haya una conciencia clara de Estado frente a los localismos cortoplacistas y mientras los designios legislativos sigan en manos de funcionarios que solo conocen los pueblos a través de sus casas rurales y de legisladores cuya una preocupación es asegurarse el puesto legislatura tras legislatura.

Pues todo esto se ve a la perfección desde Caldereros, lo viven día a día sus escasos vecinos y desde esta maravillosa sierra queremos iniciar este blog en Tierra Molinesa, para hablar sí, claro está, de despoblación, pero también de otras muchas cosas interesantes: política, cultura, tradiciones, economía, turismo, cosas de nuestra tierra y de mi entorno más querido.

Desde la opinión personal, sin más pretensiones que dar mi visión de mi tierra que tendrá solo el valor que el lector quiera darle. Pero tampoco menos.

Acerca de Carlos Sanz Establés

Natural de Cubillejo de la Sierra, es periodista y ha sido director y editor de la revista "Paramera" y articulista en varios medios de comunicación provinciales. Actualmente trabaja en el Gabinete de Prensa de la Dipuración Provincial y está especialmente sensibilizado con los problemas de la despoblación.

Ver todas las entradas de Carlos Sanz Establés →

2 comentarios sobre “Oteando el horizonte molinés”

  1. Vivo en CASTELLAR DE LA MUELA desde hace 6 anos. No estoy extranado que la gente no venga al pueblo o que marche….No es a causa del ayuntamiento, ni de los habitantes permanentes que son muy acogedores….La causa es otra…..Si mis explicationes os interessa, estoy a vuestra disposicion…..

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *